Blog

Trucos para acelerar tu metabolismo

Trucos para acelerar tu metabolismo

¿Te han dicho que tienes el metabolismo lento, y que deberías acelerarlo? Esto no es fácil, pero siguiendo estos consejos podrás conseguirlo de una forma sencilla, y sobre todo saludable.

  1. Bebe agua. Para empezar, cada vez que haces ejercicio, lo primero que se pierde son líquidos, por lo que deberás reponerlos inmediatamente después para no deshidratarte. Una vez que el cuerpo ha perdido ese líquido, comienza a perder calorías, porque eso significará que ya llevamos un tiempo considerable haciendo la actividad deportiva. Pues bien, si bebes poca agua, tu metabolismo es tan inteligente que se ralentiza para que tú no te deshidrates. Así que cuanto más agua bebas, más rápido irá tu metabolismo, pero tampoco te vayas a pasar el día entero esposada a un grifo, porque con dos litros de agua diarios será más que suficiente.
  2. Come varias veces al día. Lo ideal es hacer 5 comidas diarias: desayuno, media mañana, comida, merienda y cena. Pero hay personas que por su horario, se ven obligados a aumentar el número de comidas, y llegan a hacer 6 o 7, incluyendo una media mañana o una merienda más, y una re-cena. Pero, ¿Si comen tantas veces, por qué no engordan tanto? La respuesta es muy sencilla: no necesitan hacer comidas tan copiosas. Al estar comiendo todo el día, con poner pequeñas cantidades de alimento en el plato es más que suficiente para acelerar el metabolismo, lo que hará que tu cuerpo esté siempre activo, en constante funcionamiento, y además no se dormirá.
  3. El café te acelera en todos los sentidos. No creas que el café sólo sirve para despertarte por las mañanas para ir a trabajar, porque también es un perfecto estimulante para acelerar tu metabolismo. Y es que no sólo aumenta tu actividad, y tu energía, así como tu poder de concentración, sino que además te servirá para acelerar tu tasa metabólica. Eso sí, sin pasarte, porque es un estimulante tremendamente fuerte, y luego no queremos que te pases las noches con los ojos como platos.
  4. Ingiere alimentos picantes. ¿Has visto algún dibujo animado comiendo picante? ¡Corre que se las pela! Pues algo parecido le ocurre a tu metabolismo cuando tomas ingredientes picantes, ya sean como alimento, o simplemente como condimento. Tu metabolismo se acelerará nada más ingerirlo. Así que ya sabes, ¡A comer guindillas!
  5. El té verde también es estimulante. Actúa de forma similar al café, pero la diferencia radica en que aumenta la tasa metabólica durante menos tiempo. Hay quien dice que el hecho de beber varias tazas de té verde al día implica que el consumo de calorías sea mucho mayor del habitual.
  6. Vitaminas y minerales. En dosis adecuadas, la vitamina B, el cromo y el cinc te servirán de gran ayuda para aumentar tu metabolismo. Pero en este caso, te recomendamos que no hagas esto por tu cuenta. Acude a un médico, para que te diga de forma personalizada cuáles son las dosis adecuadas para ti. Las vitaminas y los minerales son necesarios para obtener energía, pero recuerda que debemos ser muy rigurosos cuando se trata de tomar pastillas, ya sean naturales, médicas o de herbolario, da igual, siempre debemos consultar a un profesional.
  7. Dormir. No pienses que tu metabolismo descansa cuando tú duermes, porque incluso en ese momento estás perdiendo calorías. Por eso te recomendamos que tomes algo antes de irte a dormir, aunque sólo sea un vaso de leche, para que tu metabolismo se mantenga en marcha durante toda la noche, sea aún más rápido.

No creas que acelerar tu metabolismo va a ser cosa de un día. No vale con que mañana te levantes y te hinches a café, té verde, pongas picante en tus cinco comidas, y te tomes tus vitaminas con más de dos litros de agua. Si quieres que todo esto funcione, tendrás que ser constante, porque los resultados tardarán en hacerse notar. Pero al principio de este artículo te dijimos que esto no iba a ser fácil, nosotros te hemos dado unos truquitos para acelerar tu metabolismo, pero deberás acompañarlos en todo momento de ejercicio, y tendrás que establecer unos horarios de comida, así como unas cantidades determinadas. Si haces todo esto, tendrás un cuerpo 10 antes de que te des cuenta.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR